viernes, 30 de diciembre de 2016

POPULISMO LA PALABRA DEL 2016


Populismo es la palabra del año 2016 para la Fundación del Español Urgente, promovida por la Agencia EFE y BBVA.

Por cuarto año consecutivo, la Fundéu BBVA ha dado a conocer su palabra del año, elegida entre aquellos términos que han marcado la actualidad informativa de 2016 y tienen, además, interés desde el punto de vista lingüístico.

Tras elegir escrache en 2013, selfi en 2014 y refugiado en 2015, el equipo de la Fundación ha optado en esta ocasión por populismo, una palabra originalmente neutra, pero que se ha ido cargando de connotaciones hasta convertirse en un arma en el debate político.
«Parecía claro que en un año tan político como este, con acontecimientos de importancia global como el brexit, la victoria electoral de Donald Trump y los diferentes procesos electorales y plebiscitarios en América y España, la palabra del año de Fundéu tenía que venir de ese ámbito», explica el coordinador general de la Fundación, Javier Lascuráin.
De hecho, varias de las doce candidatas que se anunciaron hace unos días estaban relacionadas con la política: sorpaso, abstenciocracia, posverdad y la ganadora, populismo.
«Finalmente nos hemos decidido por populismo, que ya lleva algún tiempo en el centro del debate político y que desde el punto de vista lingüístico está viviendo un proceso de ampliación y cambio de significado, cargándose de connotaciones a menudo negativas», señala Lascuráin.
Esa evolución, «que no es nueva, pero que posiblemente se ha acelerado en los últimos tiempos», parte de un uso neutro de las palabras populismo y populista que tuvieron durante un tiempo significados próximos a popular.
«A lo largo de los últimos meses hemos recibido muchas consultas sobre el significado real de populismo, ya que parece evidente que el uso que se le da en los medios y en el debate político va más allá de la simple defensa de los intereses populares que mencionan, con distintos matices, la mayoría de los diccionarios», añade.
«Ese es uno de sus sentidos, aunque seguramente el que menos se use en la actualidad. También hay quienes prefieren definirlo como la tendencia política que pretende devolver el poder a las masas populares frente a las élites».
No obstante, en los medios de comunicación parece estar imponiéndose una visión negativa del término, que suele aplicarse «a políticos de todas las ideologías, pero que tienen en común la apelación emotiva al ciudadano y la oferta de soluciones simples a problemas complejos», explica el coordinador de la Fundéu BBVA.
El interés de esa evolución, de ese proceso que algunos lingüistas denominan relexicalización  y que «está ocurriendo cada día ante nuestros ojos en los medios de comunicación», es lo que ha propiciado la elección de populismo. 
Antes de dar a conocer la decisión final, la Fundación publicó una lista de doce palabras finalistas en la que, además de las palabras del ámbito de la política, figuraban términos como youtubero, la adaptación propuesta del anglicismo youtuber,  y ningufonear, una alternativa al inglés phubbing, que se usa para definir la actitud de quien solo presta atención a su dispositivo móvil mientras desatiende a quien tiene delante.
sorpaso
Se trata de la adaptación recomendada al español de un italianismo, sorpasso, que parece haber llegado para quedarse, sobre todo, aunque no solo, en el lenguaje de la política. Si en vez de la adaptación se prefieren alternativas en español, pueden usarse sobrepaso, superación…
bizarro
Una palabra de larga tradición en español y que ha experimentado en los últimos tiempos un proceso de ampliación de significado. El Diccionario académico la define como ‘valiente’ y ‘generoso’, pero cada vez más hablantes la usan para aludir a algo ‘raro, extravagante o insólito’, y así lo recogen otros diccionarios.
Youtubero
Youtuber es un anglicismo omnipresente con el que se alude a quienes publican vídeos en YouTube. Ha de escribirse en cursiva, por ser un extranjerismo crudo, o adaptarse a la ortografía española como youtubero, en este caso ya en redonda.
LGTBfobia
Una palabra que, por desgracia, hemos oído con frecuencia este año y cuya formación es curiosa desde el punto de vista lingüístico, ya que se crea a partir de una base léxica que es una sigla y el elemento compositivo -fobia. Se escribe junto, sin guion y con las siglas en mayúscula.
posverdad
Esta voz, escrita en una sola palabra, sin guion y sin t, es la traducción del término inglés post-truth, elegida palabra del año por el diccionario Oxford y que se refiere a la situación en la que los hechos objetivos influyen menos a la hora de modelar la opinión pública que los llamamientos a la emoción y a la creencia personal.
abstenciocracia
Otro término del ámbito político, en este caso un neologismo con el que se pone de manifiesto el poder y la importancia que está tomando la abstención en algunas democracias.

cuñadismo

 Una palabra de moda en el español europeo y que ha pasado de tener un uso declinante para designar al nepotismo en favor de un cuñado a revivir con otro significado: la actitud de quien aparenta saber de todo y habla de cualquier cosa tratando de imponer sus opiniones. Esta palabra parecida estuvo muy de moda en la España de Franco-

ningufoneo
 
La palabra inglesa phubbing describe la actitud, bastante frecuente, de ignorar a las personas que tenemos delante mientras concentramos toda nuestra atención en nuestro dispositivo móvil. Ningufoneo y ningufonear son nuestras propuestas alternativas en español. 
vendehúmos

Un vendehúmos o vendehúmo es, en el uso actual, aquel que hace propuestas sin fundamento, utópicas, ilusorias… Una palabra presente en el español desde hace siglos y que muchas veces, quizá porque la presencia de la hache nos despista, se ve escrita sin la tilde que debe llevar en la u.

papilomavirus

Uno de los términos que más hemos oído en el ámbito de la sanidad como forma abreviada de referirse al virus del papiloma humano. Recordamos que se escribe en minúscula, como todos los nombres de enfermedades, y en una sola palabra (no papiloma virus).

videoarbitraje


El arbitraje de los partidos de fútbol con recursos de vídeo al alcance de los colegiados ha sido uno de los temas de debate en el mundo deportivo en el último tramo del año. Nuestra recomendación es escribir esta voz en una sola palabra, como otros términos introducidos por el elemento compositivo vídeo: videomarcardor, videograbadora…




















martes, 27 de diciembre de 2016

CARRIE FISHER: MAY THE FORCE BE WITH YOU.


Fisher, de 60 años, se encontraba en vuelo el viernes pasado cuando sufrió un ataque cardíaco, según reportaron varios medios. La Policía del aeropuerto de Los Ángeles confirmó que la actriz recibió reanimación cardiopulmonar en el avión y fue trasladada al hospital UCLA Medical Center en cuanto la aeronave aterrizó.
Fisher se encontraba en Londres promocionando su último libro, The Princess Diarist. Como gran parte de sus libros, este también es en parte autobiográfico, basado en los diarios de sus comienzos como actriz en una saga que la lanzó al estrellato con solo 19 años y de la que nunca pudo desprenderse

JUNTO A SU MADRE LA TAMBIÉN ACTRIZ DEBBIE REYNOLDS
     
 
  

Tuvo un romance con Harrison Ford durante el rodaje de 1977, él tenía 34 años y ella 19. Lo contó todo en su libro The Princess Diarist que salió este año y aseveró que si bien el sexo no era como ella lo había imaginado, la relación duró tres meses porque lo consideraba "realmente atractivo: “Fue tan intenso... Éramos Han y Leia durante la semana y Carrie y Harrison los fines de semana”. A parte de Han solo, estuvo un tiempo saliendo con el actor canadiense Dan Aykroyd con el que rodó en Granuja a todo ritmo, junto a su gran amigo John Bellucci ; se casó con el cantante Paul Simon y su relación duró un año.



Para el papel de la princesa Leia, que sería el único rol femenino con verdadero peso en la trilogía original de Star Wars, sonaron los nombres de Amy Irving o Jodie Foster, pero fue Carrie Fisher quien finalmente se metería en el set de rodaje junto a Mark Hamill (Luke Skywalker) y Harrison Ford (Han Solo).

Tras Star Wars, la popularidad de Fisher cayó progresivamente y su carrera no tuvo la continuidad necesaria para conservar su estatus de estrella en Hollywood, aunque su nombre y apellido figuraron en los créditos de películas como “Granujas a todo ritmo (1980), Hannah y sus hermanas (1986) o Cuando Harry encontró a Sally (1989).

Sobre la polémica con el famoso bikini de Leia Esclava  contesto  recientemente “Creo que eso es estúpido”, sostuvo Carrie Fisher (la hoy General Leia Organa) sobre al problema que llevó a Disney considerar sacar las muñecas del mercado. “El padre que enloqueció con eso de ‘¿qué les voy a decir a mis hijas sobre ese atuendo?’, que les diga que una babosa gigante me capturó y me obligó a usar ese estúpido traje, y que lo maté porque no me gustó. Así que después me cambié”, añadió.

Entonces la actriz dio un giro a su trayectoria y comenzó su labor como escritora. Entre el puñado de libros que firmó destaca Postales desde el filo, una novela con tintes autobiográficos que llegaría a la gran pantalla en 1990 con guion de Fisher, dirección de Mike Nichols (El graduado, 1967) y con Meryl Streep y Shirley MacLaine como líderes del reparto.

Carrie Fisher hizo más películas y otras incursiones artísticas, pero pocas actrices han quedado así de identificadas con un solo personaje, el femenino excluyente de la trilogía original de La Guerra de las Galaxias ( Star Wars ). Luego vimos su regreso con gloria, aunque en un papel secundario, en Episodio VII. Puede parecer injusto recordar a una actriz por solo un rol y Fisher, además, fue parte de "la pareja dos" de Cuando Harry conoció a Sally, es decir una de las grandes comedias románticas de la historia. Pero también sería injusto no reconocer la impronta imborrable, para varias generaciones, de un personaje perdurable, en la piel de una actriz que exhibió perfiles muy diversos en función de los grandes cambios de la saga: que supo tomar las armas, enamorarse, emocionarse y emocionarnos, manejar y devolver el cinismo -en eso Fisher era especialmente brillante- y tomar decisiones estratégicas dignas de la realeza más comprometida con su pueblo. Y con nosotros.



LAS 10 PELÍCULAS DEL CINE ESPAÑOL DEL 2016.


Aunque las recaudaciones de las películas españolas más taquilleras de 2016 no se pueden comparar con las de 2015 (lógico, puesto que los estrenos no han sido de tanta relevancia), al menos sí se puede decir que ha habido unos cuantos títulos que nos han sorprendido por sus fabulosos ingresos (otros, por el contrario, no han logrado los números que se esperaba de ellos, el ejemplo más claro es el fracaso por una cosa o por otra de la última de Trueba).

Lo que queda claro es que dos son los factores que están ayudando al cine español a conseguir cifras de verdadero lustre. Por un lado habría que mencionar el boca a oreja, mientras que por otro se tendría que mencionar las magníficas campañas de publicidad de los largometrajes que llegan a la cartelera bajo el paraguas de alguna cadena de televisión. De la misma forma observamos cómo entre las diez películas se han colocado cuatro comedias de diferentes tipos, lo que demuestra el éxito de este género que siempre ha gozado el cine español desde tiempos muy lejanos y que resurgió don fuerzas con los “apellidos vascos”
Antes de comenzar con el listado, apuntar que en el mismo sólo aparecen las películas españolas que se han estrenado a lo largo de 2016 (no se tienen en cuenta, por tanto, las que comenzaron a exhibirse a finales de 2015 y siguieron sumando euros en los primeros meses de 2016).
1. 'UN MONSTRUO VIENE A VERME', DE J.A. BAYONA
Con 26,29 millones de euros y 4.600.344 espectadores es la película más taquillera del año en España, y la quinta producción española con mayor recaudación de la historia, si tenemos en cuentas que El orfanato y Lo imposible son del mismo director, nos encontramos a Bayona como el nuevo rey midas de la industria cinematográfica española. Con 12 nominaciones, es la cinta más nominada en los Goya.

2. 'CIEN AÑOS DE PERDÓN', DE DANIEL CALPARSORO
Nominada a dos Goyas, ha sido una de las grandes sorpresas del año. Ha recaudado 6,67 millones de euros y 1.073.974 espectadores, convirtiéndose con muha diferencia,  en la película más taquillera de Daniel Calparsoro. Gracias a una estupenda campaña de publicidad y a la presencia de Luis Tosar en su reparto, este thriller alcanzó unas magníficas recaudaciones en nuestro país.

3. 'CUERPO DE ÉLITE', DE JOAQUÍN MAZÓN
Ignorada en los Goya, ha logrado no obstante recoger el éxito de 'Ocho apellidos vascos' en su explotación de tópicos regionales. Los responsables de este largometraje se tomaron el asunto muy en serio, plantearon una excelente campaña de publicidad y, por suerte para ellos, al público le encantó su propuesta. Su recaudación ha sido excelente: 6,53 millones de euros y 1.102.339 espectadores.

4. 'VILLAVICIOSA DE AL LADO', DE NACHO G. VELILLA
Un seguro en taquilla, Nacho García Velilla ha vuelto a firmar un taquillazo tras el éxito de 'Perdiendo el norte'. 'Villaviciosa de al lado', aún en cartelera, lleva recaudados 6,27 millones de euros y 961.800 espectadores. La comedia continúa siendo el género que más ingresos reporta a la cinematografía española. El divertido punto de partida de esta película llama la atención de los espectadores, precisamente coincidiendo su estreno con  la época de Lotería de Navidad.

5. 'KIKI, EL AMOR SE HACE', DE PACO LEÓN

La comedia que mayor suerte ha corrido en las nominaciones a los Goya, pues opta al premio en cuatro categorías, ha recaudado 6,19 millones de euros. Una de las sorpresas de la taquilla de 2016 fue, aparte de la mencionada “Cuerpo de élite”, esta película dirigida y protagonizada por Paco León. Se trata del mayor éxito comercial de su carrera, bastante por delante de “Carmina o revienta” y “Carmina y amén”.

6. 'EL HOMBRE DE LAS MIL CARAS', DE ALBERTO RODRÍGUEZ
Nominada a 11 Goyas, ha recaudado 2,59 millones de euros y409.888 espectadores, lejos de los 7,80 millones obtenidos por la anterior película de Rodríguez: 'La isla mínima', se esperaba que su nuevo largometraje funcionara, no sé si igual de bien, pero al menos con unas cifras superiores a las que finalmente ha obtenido.
7. 'ZIPI Y ZAPE Y LA ISLA DEL CAPITÁN', DE OSKAR SANTOS
La segunda entrega de las aventuras en el cine de los traviesos gemelos creados por Escobar ha logrado recaudar 2,46 millones de euros, menos de la mitad de lo que obtuvo 'Zipi y Zape y el Club de la Canica' en 2013. Las fechas de estreno del cine infantil, y no de esta película, sino de todas, son el verano y las navidades donde aumenta la oferta y la competencia de este cine.
8. 'JULIETA', DE PEDRO ALMODÓVAR
Nominado a 7 Goyas, incluyendo Mejor Película, el film ha recaudado 2,14 millones de euros en nuestro país. Nos representó, sin suerte, en la carrera por el Oscar a la Mejor Película de Habla no Inglesa. El público le ha dado la espalda a Pedro Almodóvar (no así la Academia de Cine). Lejos quedan las recaudaciones de “Todo sobre mi madre” (9.9 millones de euros), “Hable con ella” (6.2 millones de euros), y “Volver” (10.2 millones de euros). Incluso títulos como “Los abrazos rotos” (4.1 millones de euros), “La piel que habito” (4.6 millones de euros) y “Los amantes pasajeros” (5 millones de euros) funcionaron mejor. ¿Tendrá algo que ver esta floja taquilla con sus supuestos escándalos financieros o más bien con el escaso atractivo comercial del largometraje? Cualquiera sabe…

9. 'NO CULPES AL KARMA DE LO QUE TE PASA POR GILIPOLLAS', DE MARÍA RIPOLL
Nominada al Goya al Mejor Vestuario, ha recaudado 2,06 millones de euros desde que se estrenó el pasado 11 de noviembre, buenos resultados para la adaptación de la novela de Laura Norton.

10. 'OZZY', DE ALBERTO RODRÍGUEZ Y NACHO LA CASA
La única cinta de animación presente entre las 50 españolas más taquilleras del año. Nominada a dos Goyas (incluyendo Mejor Película de Animación), ha recaudado  2.001.840 euros (385.180 espectadores). Aunque se ha quedado lejos de los ingresos que el año pasado consiguió “Atrapa la bandera”, este título puede presumir de ser la película española de animación más taquillera de 2016.

Cuando llegues aquí, contesta a la pregunta ¿cuántas he visto? y  con tus respuesta encontraras la solución a la tan traída crisis del cine español.